'Acciones son lentas e ineficientes'

Gabriela Dimas
07 de Febrero 2019, 06:25 horas.
Acciones son lentas e ineficientes

Foto: Especial

Especialistas critican no combatir contaminación; ayer se alcanzó la precontingencia ambiental

Monterrey.-  Luego de que el Gobierno estatal emitiera la tercera alerta ambiental en lo que va del año (que por la noche se volvió precontingencia), especialistas lamentaron la falta de un plan para combatir la contaminación del aire en la zona metropolitana y consideraron que dicha alerta es “lenta, ineficiente y una simulación”.

La tercera alerta ambiental en el Estado se activó ayer, según un comunicado de la Secretaría de Desarrollo Sustentable. Las alertas anteriores se activaron el 1 de enero, de acuerdo a autoridades, por la quema de pirotecnia y carbón en carnes asadas.

Mientras que la segunda ocurrió el 17 del mismo mes, pero en ambos casos el Ejecutivo las ha desactivado uno o dos días después.

La diputada local, Ivonne Bustos, acusó al secretario estatal de Desarrollo Sustentable, Manuel Vital, de no ser efectivo y no seguir el modelo de la Ciudad de México, pues sólo se envían exhortos a la industria y advertencias a la ciudadanía sin acciones contundentes.

“No noto un compromiso del Estado para darle dimensión al problema y es algo que cuesta la vida. Estamos dejando a las personas en indefensión, cuando como autoridades no emitimos claramente los puntos a seguir y son acciones muy claras, no hay que inventar el hilo negro”, aseveró la legisladora.

En la capital del país se realizan cálculos desde la noche anterior para determinar el plan de contingencia, mientras que en Monterrey se emitió la alerta ambiental ayer a las 11:00 de la mañana cuando los niños en las escuelas ya salieron al recreo y respiraron el aire contaminado.

Para el biotecnólogo Rodrigo Salinas, el comunicado lanzado por el Gobierno estatal se queda en un remedio superficial, pues no ataca el problema.

“Realmente no se hace nada, se les pide a las empresas que bajen un porcentaje de emisiones, pero ni siquiera nos dan el dato de cuánto. Y de hecho la norma sobre emisiones en el área industrial técnicamente te da a entender que una empresa puede hacer las emisiones que quiera.

“No está estandarizada como la vehicular, no se cancelan las clases. Lo peor es la simulación de la alerta que hacen”, mencionó el especialista.

Según Ivonne Bustos, los estudios de las condiciones ambientales de la zona metropolitana comenzaron desde hace medio año, y aún no se conocen las resoluciones.

Por su parte, el diputado federal, Víctor Pérez, coincidió en que el Estado debe contar con sustento científico para reglamentar a la industria y al parque vehicular, pero opinó que ya ha llevado demasiado tiempo. Lo anterior después de adelantar que espera que se instale una nueva estación de monitoreo cerca de las pedreras de Santa Catarina, según un acuerdo con el Secretario de Desarrollo Sustentable.

“Ya hemos exigido una agenda para mitigar los contaminantes, para que se haga un pacto ambiental. Lo que no tiene el Gobierno es un diagnóstico claro, tienen que apurar ese estudio para que hagamos las medidas correctas”, explicó el panista.

Por lo pronto, a decir de Pérez, hace falta que tanto la sociedad civil como los empresarios de Nuevo León tomen conciencia de su aportación a la problemática, por lo que urgió también a reducir el uso del automóvil, y a la industria a hacerse responsable de sus emisiones tóxicas.

“No debemos de sacarle la vuelta, yo lo que le digo a la industria es que asuma su responsabilidad en el rol que le toca. La industria contamina y es un porcentaje, que no evadan su responsabilidad, hay que reconocer un problema que tenemos y actuar en consecuencia”, ahondó el legislador.