¿Dulce Rayado o truco celeste?

Víctor González
31 de Octubre 2018, 06:47 a.m.
¿Dulce Rayado o truco celeste?

Foto: Especial

En plena Noche de Brujas, Monterrey y Cruz Azul, los dos equipos que más Finales han perdido en torneos cortos, se enfrentan por la Copa MX

Monterrey.-  Nueve años después, Rayados y Cruz Azul volverán a verse las caras en una Final, aunque esta vez no será de la Liga, sino por la Copa MX, que tendrá nuevo monarca hoy, en el marco de la Noche de Brujas.

El Estadio BBVA será una sucursal del terror al atestiguar una Final más en sus pocos años de existencia (seis desde que se inauguró) y será entre los dos equipos que más Finales han perdido desde que se instauraron los torneos cortos en el futbol mexicano.

Tanto La Pandilla como La Máquina querrán imponerse, asustar y apoderarse del dulce trofeo (título) y que esto les sirva como envión anímico para encarar la última parte del torneo regular y la Liguilla.

Rayados llega a la Gran Final tras haber dejado en el camino a Zacatepec, Querétaro y a los Tuzos del Pachuca, mientras que los capitalinos se encargaron de echar del certamen a Xolos, Bravos de Juárez y al León en las rondas de eliminación directa.

Ambos equipos ya saben lo que significa levantar el trofeo que esta noche estará en disputa, pues los Cementeros lo hicieron hace cinco años ante el Atlante en la tanda de penales y los Rayados levantaron el título copero en diciembre pasado ante Pachuca.

El duelo en el banquillo marca la tendencia para el portugués Pedro Caixinha, que ha logrado imponerse las tres veces que se ha enfrentado al timonel albiazul, Diego Alonso.

En el Clausura 2015, el Santos de Caixinha venció 3-2 a los Tuzos de Alonso y en este año, el uruguayo ha probado el sabor de la derrota al caer 5-0 dirigiendo al Pachuca y 1-0 con Monterrey ante La Máquina cementera del lusitano.

Rayados querrá levantar la Copa MX por segunda ocasión ante su afición, luego de conseguirla en el Apertura 2017; mientras que el Cruz Azul no desperdiciará una oportunidad más de ser campeón.

¿Quién obtendrá el dulce?