'Eran estudiantes, no sicarios'; se disculpa Segob

Redacción ABC
19 de Marzo 2019, 11:01 horas.
Eran estudiantes, no sicarios; se disculpa Segob

Foto: Segob

La ceremonia fue encabezada por la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero

Monterrey.- En el noveno aniversario luctuoso del abatimiento de los estudiantes del Tecnológico, Jorge Mercado y Javier Arredondo, a manos del Ejército, la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, ofreció disculpas a la familia en nombre del Gobierno Federal.

"Señores, a nombre del Estado Mexicano, les ofrezco una disculpa pública por la violación a sus derechos en el marco del uso excesivo de la fuerza por el que fueron privados de la vida, sus hijos Jorge y Javier, por los elementos del Ejército Mexicano.

"Por la violación a su derecho de acceso a la justicia y conocer la verdad de los hechos ante los constantes obstáculos de las autoridades. Les ofrezco una disculpa pública por el daño a la imagen y honor, las falsas imputaciones del Estado Mexicano y la alteración de la escena de los hechos.

"Quiero decirlo de manera alta y tajante: Jorge y Javier eran estudiantes de excelencia del Tecnológico de Monterrey, no sicarios", expresó.

Sánchez Cordero pensó en el acto en cuanto terminó de ver el documental "Hasta los dientes" en septiembre del 2018, filme que retrata el caso y la violencia institucional que vivieron las familias de las víctimas.

Este martes, los padres de ambos jóvenes, funcionarios federales y estatales acudieron al auditorio Luis Elizondo, donde se realizó la ceremonia.

Salvador Alva, presidente del Tecnológico de Monterrey, aseguró que los hechos del 19 de marzo del 2010 son un capítulo doloroso en la historia de la universidad privada.

"Ha sido uno de los eventos más dolorosos en los 75 años de existencia en el Tecnológico de Monterrey. Se trataba de la vida de dos muchachos ejemplares que a sus 23 y 24 años, se preparaban para ser personas que mejorarían el país", dijo.

Rosa Elvia Mercado, madre de Jorge, consideró que la disculpa ocurrió en el momento oportuno. Siempre citando la biblia y con tranquilidad en la voz, aunque emocionada, agradeció el acto.

"Ya con la disculpa pública estamos contentos. Los tiempos de Dios son perfectos, seguimos en la lucha, en la justicia conforme a derecho. Sigue el proceso, lo que queda pendiente. Primero queremos terminar con nuestro caso y luego Dios dirá", apuntó al término del evento.

Mientras que Aurelio Javier Arredondo, padre de Javier, exigió a las autoridades que procuren que no haya más muertes como las de los alumnos de posgrado.

"A las autoridades que hoy dirigen este gran país, hago mención especial a la señora Olga Sánchez Cordero por su deseo de aclarar quiénes eran los muchachos. Muchas gracias, como madre de familia usted debe de saber lo emotivo de este evento.

"Les participo mi deseo, a nombre de la familia, que estos casos no vuelvan a suceder, porque hay muchos inocentes que no han recibido justicia. Nunca más otro caso Jorge y Javier", aseveró.

Posteriormente, se develó una placa a la memoria de Jorge y Javier, junto al mural que está pintado bajo el puente, en la Avenida Garza Sada, a unos metros del sitio en el que perdieron la vida.

.