López Obrador, listo para 'cambiar México'

EFE
27 de Junio 2018, 10:55 p.m.
López Obrador, listo para cambiar México

Foto: EFE

El aspirante de Juntos Haremos Historia a la presidencia atribuyó el éxito del movimiento a la unión y el "esfuerzo" de muchos dirigentes y voluntarios

Ciudad de México.- Andrés Manuel López Obrador se proclamó hoy, durante su cierre de campaña, ganador de las elecciones presidenciales del 1 julio y aseguró que transformará México para acabar con un "régimen autoritario y corrupto".

"El ánimo de la sociedad y las encuestas indican que vamos a ganar las elecciones el próximo domingo", dijo el abanderado del Movimiento Regeneración Nacional (MORENA), en un multitudinario acto de cierre de campaña en el Estadio Azteca con unas 80 mil personas.

López Obrador, que contiende en una alianza de Morena, Partido del Trabajo (PT) y Partido Encuentro Social (PES), aseguró que el país "está a punto de comenzar la cuarta transformación de la historia de México", pero pidió el "voto masivo" para fijar la victoria.

En un emotivo discurso, que llevaba por escrito, indicó que el éxito de este movimiento se debe a la "perseverancia" y la "terquedad", en referencia a que este es su tercera contienda en unas presidenciales, tras las derrotas del 2006 y 2012.

Atribuyó el éxito del movimiento a la unión y el "esfuerzo" de muchos dirigentes y voluntarios.

"La victoria del domingo se ha ido concretando con la abnegación de muchos, no surge de repente", apuntó.

Celebró que mucha gente de clase media, que antes lo rechazaban, ahora votarán por él.

"Nosotros representamos lo nuevo", indicó López Obrador, que es el candidato de mayor edad, con 64 años, y encabeza todos los sondeos rumbo a las presidenciales, con diferencias de hasta 20 puntos.

"Será una transformación pacífica y ordenada, sin violencia", agregó, y reiteró que el suyo será un gobierno "austero, sin lujos ni privilegios".

Y aunque el mensaje fue en gran medida poco agresivo, recuperó expresiones como "la mafia del poder", y habló de grupos que controlan las instituciones, con "desmedida ambición y avaricia".

Por ello, señaló que esta transformación "radical", arrancará "de raíz el régimen corrupto de injusticia y privilegios", pues la corrupción es sin duda el "cáncer" del país.

Hasta tomar posesión del cargo el 1 de diciembre, subrayó que trabajará en el programa de gobierno con la participación del pueblo, y que buscará garantizar el Estado de Derecho y la democracia electoral, entre otros puntos.

Uno de los momentos más aplaudidos fue cuando aseguró que se cancelarán las pensiones de los expresidentes.

También cuando, al hablar de la relación de México con Estados Unidos, aseguró que la nación latinoamericana no será "piñata" de ningún gobernante extranjero.

López Obrador fue recibido con ovaciones y aplausos que llenaron el Estadio Azteca desde horas antes, en un macro evento con actuaciones musicales con artistas como Belinda o Margarita "la diosa de la cumbia".