Movilizan personas con necesidades especiales

Gabriela Dimas
09 de Enero 2019, 08:30 horas.
Movilizan personas con necesidades especiales

Foto: Eduardo Llamas

El proyecto ´Llantitas´ busca personas con problemas para caminar para donarles ´carritos´ que mejorarían su calidad de vida

Monterrey.- Haber nacido con un padecimiento congénito que le impidió desarrollar adecuadamente las piernas, no ha detenido a Victoria Núñez, quien se ha valido de su fortaleza física y de espíritu para avanzar.

Hace tiempo decidió dejar de someterse a cirugías para mejorar su condición. Por ello, literalmente echó mano de su voluntad para seguir siendo independiente.

Madre de una niña y vendedora ambulante, hace poco más de un año se encontró con el proyecto "Llantitas", mientras trabajaba en un crucero de San Pedro, Nuevo León. 

La iniciativa, representada por Alex Hernández y su esposa, se encarga de detectar a personas con discapacidad en las piernas o problemas para caminar, que requieren ayuda para mejorar su movilidad.

Una vez analizados los casos, se realiza una donación de unos vehículos especiales, importados y fabricados en Estados Unidos, similares a sillas de ruedas, pero equipados con unos pedales que el usuario puede manipular para transportarse y dirigirse.

Por lo regular los beneficiarios son personas que utilizan muletas y que tienen ya cierta fortaleza en sus extremidades superiores, explica Hernández.

Fue mediante la organización Agua Paloma, que "Llantitas" hizo contacto con Victoria, al considerarla buena candidata debido a la capacidad de su tren superior, ya que el vehículo funciona con manubrio para ser impulsado, mediante un sistema de polea, y también para darle dirección.

image


Un cambio de vida

"Yo primero no lo quería, quería dárselo a otra persona. Luego lo vi y lo acepté. Me ha ayudado mucho, ando para allá y para acá, voy al mercado, a los centros comerciales, con mis amigas. Llevo a los gatos con el veterinario y llevo las verduras atrás. Yo no estoy encerrada", cuenta Victoria Núñez.

Una de las ventajas de estos vehículos, es que incluyen un compartimiento en la parte baja del asiento, que permiten al usuario guardar cosas, por ejemplo sus muletas, o compras del mercado. Incluso, una mascota, como en el caso de Victoria.

Para ella, el mayor reto es la falta de accesibilidad en las calles de la ciudad de Monterrey. Como vecina del norponiente regio, Núñez debe sortear las complicaciones de la falta de cultura vial y la atención de las autoridades.

"Me adapté muy pronto al carrito. Donde yo vivo están obstruidas las banquetas por jardineras, puestos de comida, la avenida está muy transitada por carros y camiones", explica.

Debido a sus experiencias, señaló que espera que más personas se den la oportunidad de conocer la propuesta e invitó a que las empresas funcionen como enlaces para ayudar gratuitamente a quienes más lo necesitan.

 

Un ´carrito´ diferente

Los vehículos que dona "Llantitas" se distinguen de las tradicionales sillas de rueda, entre otras cosas, por sus llantas, que son similares a las de una carretilla, contando con una mayor durabilidad.

A ello se suma el distintivo mecanismo de "bicicleta" integrado con un manubrio para impulsarse y "volantear".

"Llantitas" se encarga de la importación de los vehículos e interactúa con empresas u organismos para realizar las donaciones.

Los vehículos no se "regalan", sino que se entregan en comodato, esto con la idea de que los beneficiarios los reciban y les den el uso adecuado, y previniendo la reasignación de los equipos o su uso fuera de los fines permitidos, explica Alex Hernández.

"Queremos que las empresas nos ayuden a prospectar a quienes realmente los necesitan", dijo al hacer referencia que en México las personas con discapacidad representan entre el 5 y 6% de la población.

"No pedimos dinero, sólo algo de tiempo para poder ayudar a alguien", agregó.

La iniciativa de "Llantitas" no tiene fines de lucro ni está asociada a ningún organismo o institución política o proselitista, aclaró Hernández.

El proyecto inició el año pasado y se entregaron ya siete de estos vehículos. La meta en 2019 es de entre 15 y 20, anticipa.





"Me ha ayudado mucho, ando para allá y para acá, voy al mercado, a los centros comerciales, con mis amigas. Llevo a los gatos con el veterinario y llevo las verduras atrás. Yo no estoy encerrada"
  
 

Victoria Núñez, beneficiaria del proyecto "Llantitas"



¿Conoces a alguien que pueda beneficiarse sin costo con un vehículo de este tipo? Ponte en contacto vía Facebook en: @ProyectoLlantitas.