Retos de las curvas al manejar en carretera

Redacción ABC
30 de Noviembre 2018, 06:44 a.m.
Retos de las curvas al manejar en carretera

Foto: Especial

Conducir fuera de la ciudad no debe tomarse a la ligera, sobre todo cuando te topas con caminos demasiados arriesgados

Monterrey.-  Se acerca el fin de año, las fiestas decembrinas y con ello los días de descanso, en los que muchos aprovechamos para visitar a nuestros seres queridos y, para ello, echamos mano al volante, aventurándonos en las carreteras.

¿Estás listo? Al manejar en carretera puedes encontrarte con varios retos, uno de ellos: las curvas, una de las principales pruebas para saber qué tan bueno eres al manejar.

No se trata qué tan temerario o aventado eres, sino del dominio de tu auto, conocimiento de la maquinaria de tu coche y buen aprendizaje de conducción.

Entrar en una curva y salir de ella requiere de mucho conocimiento y control, por ello, aquí te damos cinco consejos que serán de gran utilidad para ti y quienes manejan cerca de ti.

Lee con atención y cuida la vida: 1. Una curva no se debe agarrar a alta velocidad, es decir, entrar a ella sin el control adecuado de la velocidad que traes. Lo ideal es que sea entre 40 y 60 km/h dependiendo del coche que manejes y lo cerrado de la curva.

2. En una curva no se debe frenar. Si llevas una velocidad alta y ves una curva en tu horizonte, lo ideal es que bajes un poco el impulso que llevas para que al entrar en la curva te sea más fácil controlarla y salir de ella.

3. Las curvas no se toman cerradas. Si la curva está muy cerrada de lado izquierdo, hay conductores que la toman muy pegados al acotamiento y si la curva se cierra hacia la derecha, llegan a invadir el otro carril; y esto es un error.

4. El buen agarre del volante es indispensable a la hora de tomar una curva. Hay quienes lo hacen con una mano, eso es incorrecto. El manejo correcto es con las manos posicionadas a las 9 y a las 3 según las manecillas del reloj.

5. No se rebasa en curvas, es muy peligroso para ti y más para los coches que vienen cerca de ti. Si al rebasar te toca pasar por una curva y atrás viene un coche que con insistencia te pide que te cambies, espera a salir de la curva.